Inicio / Discursos

MENSAJE DEL GOBERNADOR DEL ESTADO DE MÉXICO, LIC. ALFREDO DEL MAZO MAZA, DURANTE LA CEREMONIA DEL DÍA DEL POLICÍA MEXIQUENSE.

  • 07/12/2017, Toluca
    Folio: 618

Toluca, Estado de México, 7 de diciembre de 2017

 

Muy buenos días tengan todas y todos ustedes, quiero saludar primero que nadie a las y los policías del Estado de México, hoy en su día, y hacerles un gran reconocimiento, porque hoy les celebramos, pero debería de ser todos los días, en donde agradezcamos esa gran labor, entrega, valentía y dedicación que tienen para con su gente, para con su Estado y para con ésta su tierra mexiquense. Felicidades a todas y todos ustedes.

 

Saludo al Presidente de la Legislatura Local, al Diputado Diego Moreno, al Presidente del Tribunal Superior de Justicia del Estado de México, al Magistrado Sergio Medina Peñaloza, al Presidente de la Junta de Coordinación Política, al Diputado Cruz Juvenal Roa. al Presidente de la Comisión Legislativa de Seguridad Pública de la Cámara Local, el Diputado José Antonio López Lozano.

 

Saludo con gran afecto, al General Diplomado del Estado Mayor, Enrique Dena Salgado, Comandante de la 22 Zona Militar, gracias por su presencia. Saludo a todas las familias de las policías y los policías del Estado de México que están el día de hoy aquí presente y que nos acompañan.

 

A los Servidores Públicos Estatales y Municipales, a la Secretaria de Seguridad Pública Estatal, Maribel Cervantes, al Comisionado de la Policía Federal, Comisionado Góngora Pimentel, muchas gracias por su presencia. A todas ustedes señoras y señores.

 

La inseguridad es el mayor desafío que enfrenta el Estado de México, cada delito que se comete en nuestra entidad nos lastima a todos, los mexiquenses queremos recuperar la tranquilidad y exigimos vivir en un Estado en el que nuestros derechos, así como la integridad de nuestras familias y nuestro patrimonio estén garantizados.

 

El camino que enfrentamos para recuperar la seguridad es largo, complejo y presenta numerosos retos; por ello, en el marco de la Conmemoración del Día del Policía Mexiquense hago un llamado a todos los actores políticos, económicos y sociales del Estado de México a iniciar la transformación integral de la justicia en el Estado de México.

 

Avancemos juntos en el propósito común de devolverles la tranquilidad a nuestras familias, a los jóvenes, a los trabajadores, a los adultos mayores a las mujeres mexiquenses. Por su responsabilidad como guardianes del orden público y como parte fundamental de nuestra sociedad, las y los policías del Estado de México son actores protagónicos en este gran proyecto de renovación institucional.

 

Por ello, hoy hacemos un reconocimiento a su lealtad, a su valentía, a su entrega, a su heroísmo. Estamos aquí para premiar el esfuerzo y sacrificio de quienes todos los días arriesgan su vida para proteger la nuestra, pero sobre todo, estamos aquí para refrendar nuestro compromiso con las mujeres y los hombres más leales, más comprometidos y  más valientes de esta tierra mexiquense, me refiero a las mujeres y hombres de la Policía del Estado de México.

 

El esfuerzo conjunto de la sociedad mexiquense por renovar y modernizar la justicia en el Estado de México es mucho más que un reto, se trata de un proyecto común que determina nuestro presente y define el tipo de sociedad y de estado que queremos y podemos ser en el futuro.

 

Una sociedad que tenga en el respeto a la ley su única norma de convivencia, un Estado cuyas instituciones de administración y procuración de justicia actúen con un compromiso renovado de servicio al público, atención a las víctimas, con la garantía de un trato justo, digno y conforme a Derecho.

 

Este desafío complejo exige, hacer del estado de Derecho una realidad para cada mexiquense; para ello, hemos emprendido un proceso de transformación profundo y en todos los frentes que nos permitirá renovar y modernizar integralmente nuestro Sistema de Administración y Procuración de Justicia.

 

Impulsamos la incorporación de tecnología para fortalecer, transparentar y agilizar los procesos judiciales, estrechamos lazos de colaboración con los Tribunales Superiores de Justicia y las Procuradurías de Justicia de todo el país.

 

Con firmeza y determinación iniciamos la recuperación de la gobernabilidad de nuestros Centros Penitenciarios, acción que fortalece el Sistema de Seguridad y Justicia en su conjunto. Continuamos fortaleciendo el Sistema Penal Acusatorio, con el que seguimos acercando a los mexiquenses a una justicia cotidiana, efectiva y eficaz.

 

Cada una de estas acciones tiene un claro impacto en el mejoramiento del conjunto del sistema; sin embargo, resultan insuficientes para ser valer el estado de Derecho, si carecen del acompañamiento institucional de las policías.

 

Hoy, hacemos el compromiso firme y responsable de emprender la renovación integral de la policía, dotándola de las capacidades operativas, tecnológicas y humanas para que puedan responder, con resultados, al reto de hacer del Estado de México uno de los estados más seguros del país.

 

Como primera acción, en materia de seguridad al inicio de esta administración, presenté el Decálogo de Acciones en Materia de Seguridad. En este documento, establecimos los ejes de la estrategia con la que recuperaremos la paz y la tranquilidad en nuestro Estado.   Entre sus acciones destacan:

 

• Concentrar el esfuerzo estatal en materia de seguridad en la Secretaría de Seguridad.

• Enfrentar desde la perspectiva integral la prevención, investigación y persecución de los delitos, con base en la inteligencia policial.

• Realizar una reingeniería al modelo policial estatal y coadyuvar en el fortalecimiento de las policías municipales.

• Redireccionar la estrategia estatal contra la delincuencia, enfocando esfuerzos en los delitos de mayor incidencia, como son el robo a transporte, robo a vehículos, extorsión, feminicidio, secuestro, homicidio, entre otros.

• Fortalecer el Sistema Único de Información Criminal Estatal.

• Combatir frontal y sistemáticamente a la corrupción.

• Desarrollar la doctrina y la normatividad del uso legítimo de la fuerza.

• Fortalecer la estrategia para la prevención del delito.

• Fortalecer los mecanismos de control y seguimiento penitenciario, y

• Consolidar el modelo de Control de Confianza Estatal.

 

Uno de los objetivos principales de este Decálogo es la dignificación de nuestras policías, a través de su fortalecimiento institucional e integral. Es indispensable, que la policía cuenta con la confianza de la sociedad a la que sirve, restaurar el vínculo de confianza del policía con el ciudadano será un indicador contundente de los resultados que podamos alcanzar.

 

Por ello, es necesario que nuestros cuerpos policiacos cuenten con las habilidades, el equipamiento, el equipamiento, la profesionalización suficientes y los incentivos adecuados para mantener con determinación y firmeza su compromiso inquebrantable con la sociedad. Para alcanzar estos objetivos, me comprometo a fortalecer todas las acciones de formación y capacitación de los cuerpos de seguridad.

 

Por otra parte, una policía digna tiene la motivación y el reconocimiento para desempeñarse, en todo momento, con apego a Derecho y salvaguardando la seguridad e integridad de los ciudadanos. Si queremos que nuestra Policía, que ustedes cuiden de los mexiquenses, tenemos que empezar nosotros por cuidar de nuestra Policía y dotarla de las herramientas necesarias para que ustedes puedan cumplir con esa función. Tienen en el Gobernador del Estado de México a un aliado de la Policía Estatal.

 

En este sentido, el Gobierno del Estado de México reconocerá el esfuerzo y la valentía de aquellos elementos que se preparen y cumplan su tarea con civismo y con responsabilidad. Habrá mejoras salariales, prestaciones, reconocimientos, estímulos por desempeño y oportunidades de ascenso. De igual forma, hacemos el firme compromiso de respetar y fortalecer sus derechos laborales, así como los derechos sociales de sus familias.

 

Sus seres queridos contarán, en todo momento, con la protección de un seguro de vida, becas y facilidades para adquirir vivienda. Porque que las y los policías del Estado de México también son madres y padres de familia, responderemos con hechos, a su valor y a nuestro compromiso de que todas las familias del Estado de México, y en particular las familias de los policías mexiquenses, sean familias fuertes que cuenten siempre con nuestro respaldo.

 

Para dar cumplimiento a los compromisos que hoy estamos adquiriendo con la Policía Mexiquense, en el 2018 invertiremos más de 12 mil millones de pesos en tareas de seguridad pública. Esta inversión nos permitirá apoyar su labor a través de la adquisición de equipo, tecnología, con la que fortaleceremos nuestras labores de inteligencia.

 

Quiero señalar que continuaremos e intensificaremos los operativos coordinados que llevamos a cabo en todo el territorio estatal, con el apoyo de las Fuerzas Federales. Y aquí quiero hacer un reconocimiento y un agradecimiento a las Fuerzas Federales, al Ejército Mexicano, a la Marina, a la Policía Federal, a la Procuraduría General de la República, al CISEN y de manera muy especial a la Policía Estatal, y también a las Policías Municipales que han colaborado de manera integral para los operativos que iniciaron desde el principio de esta administración, para fortalecer la seguridad en el Estado de México. Gracias por el compromiso de las fuerzas municipales, estatales y federales en nuestro Estado.

 

Quiero hacer un gran reconocimiento a quienes el día de hoy recibieron medalla, recibieron reconocimiento por distintas actuaciones y labores destacadas en nuestra Policía, y también a la familia de Antonio Reyes García, por esa labor de heroísmo, de valentía y entrega, en la que perdió su vida hace cuatro meses, que sepan que su familia y la familia de todos los policías mexiquenses contarán hoy y siempre con nuestro respaldo.

 

Enhorabuena y felicidades a quienes reciben reconocimiento y nuestro respaldo, solidaridad y reconocimiento al héroe Antonio Reyes García. Muchísimas felicidades a quienes reciben este reconocimiento.

 

Los mexiquenses anhelamos recuperar nuestra seguridad y la tranquilidad de nuestras familias, lograrlo requerirá del esfuerzo y la voluntad de todos a este proyecto colectivo que como sociedad iniciamos el día de hoy. Apoyaremos en todo momento y con los recursos que se requieran, acciones preventivas que fortalezcan a las familias y comunidades, y que hagan de la prevención del delito un medio eficaz para contener el delito.

 

La sociedad espera y necesita que su policía responda al desafío de la violencia y la delincuencia, quiero reiterarles, de forma personal, que mi mayor interés es que los mexiquenses tengamos a nuestra policía sólida, confiable, entregada, no escatimaré recursos ni esfuerzos para lograrlo y respaldarlos.

 

Hoy los invito a que trabajamos junto con la sociedad, con decisión y firmeza, con resultados, para alcanzar la meta que compartimos todos, que es recuperar la seguridad en el Estado de México, la paz en nuestros hogares y la tranquilidad de nuestras familias. Felicidades a la policía mexiquense hoy en su día, y a todas sus familias.

 

Muchísimas felicidades y muchísimas gracias.

 

000***000